28 abr. 2010

Oh corona el Annapurna

Oh corona el Annapurna pero hay dudas sobre el Kanchenjunga
"Un sherpa me ha confirmado que no llegaron a la cumbre", asegura Edurne Pasaban sobre la ascensión hace un año de la coreana al Kanchenjunga 

El Annapurna (8.091 m) ya está en el bolsillo de Miss Oh Eun Sun. La alpinista surcoreana fue nombrada ayer, en directo por la televisión de su país, reina de las 14 montañas más altas del planeta. Es la primera mujer que –envuelta en una gran polémica– ha pisado todas esas cimas. "Quiero compartir la alegría con el pueblo coreano", expresó.
Oh Eun Sun tiene 44 años y ha tardado 13 en subir todos los ochomiles, empresa que empezó en 1997 con el Gasherbrum II. Entre el 2008 y el 2009, devorando ocho montañas, logró que se la tomara muy en serio. Sobre todo tras la muerte de su compatriota Go Mi-Sun, otra de las aspirantes, durante el descenso del Nanga Parbat el verano pasado.
Pero hay polémica. Y grande. El maillot amarillo de esta competición ha sido objeto de deseo de varias alpinistas, entre ellas Edurne Pasaban, que, tras coronar el Annapurna la semana pasada, está ahora en el Shisha Pangma tratando de terminar sus catorce.
Ella era la única con posibilidades de ganar la partida a la coreana. Y quizá no esté todo dicho. Tras el éxito de Edurne se anunciaron las dudas sobre una de las cumbres de Oh Eun Sun, el Kanchenjunga (8.586 m), el año pasado. La expedición de Pasaban ya se había pronunciado antes, pero hasta ahora no se habían propagado con tanta fuerza los rumores. "Un sherpa me ha confirmado que no llegaron a la cumbre", repetía ayer la tolosana a RNE.
Sólo existe una foto, que "no es de la misma cumbre, sino de un poco más abajo", reconoció la coreana el año pasado. Algunos sherpas niegan la cumbre –según el equipo de Edurne– y otros –según su rival– la aseguran. Y la balanza quizá podría ser otra mujer, Elizabeth Hawley, la cronista oficial del Himalaya. A sus 86 años, es una de las autoridades morales entre los alpinistas.
Hace unos días declaraba a la BBC: "Miss Oh y su sherpa explicaron a mi ayudante que ambos alcanzaron la cumbre del Kan-chenjunga, y no teníamos motivos para dudarlo. Mi ayudante volverá a entrevistar a ese sherpa cuando regrese a Katmandú".
Probablemente será ella, que tiene todos los detalles de todas las expediciones, la encargada de confirmar si los catorce ochomiles de Oh Eun Sun son reales y, sólo entonces, declararla reina de los ochomiles.
"Va a ser interrogada y veremos qué pasa", declaró ayer Edurne. "La comunidad del alpinismo tiene muchas dudas; hay una pequeña mancha negra en esos catorce", explicaba ayer Ferran Latorre, el miembro de la expedición que se lesionó antes de completar el ascenso al Annapurna y fue operado con éxito el jueves pasado. Añadía que "en la montaña no hay jueces ni público, pero ya ha pasado otras veces que algunos alpinistas han decidido repetir para acabar con las dudas". La diferencia, esta vez, es que se juegan ser la primera.
Mientras, el equipo de Pasaban llegará hoy al campo base avanzado del Shisha Pangma. Según el portavoz de la expedición, Ignacio Delgado, el equipo espera nevadas en la montaña hasta el sábado. El plan es realizar un ascenso rápido, ya que llegan aclimatados del Annapurna. A Edurne sólo le queda una cima, que puede llegar antes de la sentencia de Hawley sobre Oh Eun Sun. Quizás aún hay carrera para llevarse los 14 caprichos de hielo.
Fuente La vanguardia
Más aquí

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Noticias

Loading...